El joven dirigente Wichí permanecía en prisión en la ciudad de Las Lomitas, Formosa, desde el 14 de abril cuando lo acusaron, sin pruebas, de haber participado de robos y saqueos tras las inundaciones que afectaron la zona oeste de la provincia. La libertad fue confirmada por Félix Díaz desde el Consejo Consultivo Indígena quien sostuvo que “vamos a hablar con Agustín para ver cómo seguir la lucha porque el gobierno de la provincia lo tiene como en la mira y cualquier error que puede cometer lo puede perjudicar”.

Agustín Santillán estuvo siete meses detenido por una causa armada.

“Desde el comienzo del procesamiento de Agustín comenzamos a intervenir como Consejo Consultivo para que podamos tener la defensa y como nosotros no manejamos recursos económicos tuvimos que trasladar la gestión al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas, a través, en aquel entonces de su Presidente, Raúl Ruiz Díaz, que nos facilitó los medios para que el Dr. Daniel Cabrera, sea la defensa de Agustín porque además es su amigo de confianza”, explicó el Presidente del Consejo Consultivo Indígena, Félix Díaz, quien además confirmó que el martes 24 de octubre Santillán terminaba de realizar los trámites en Las Lomitas para obtener su libertad y volver a Ingeniero Juárez.

El 14 de abril a Santillán lo golpearon y luego lo trasladaron al penal de Las Lomitas. Le armaron una causa. Lo acusaron, sin pruebas, de haber participado de robos y saqueos que hubo tras las inundaciones que afectaron la zona oeste de la provincia de Formosa a comienzos de abril y desde el primer momento, Santillán sostuvo, que su detención tenía motivos claros: “reclamar por tierra, agua, educación, salud y cumplimiento de los derechos indígenas”.

“Él siempre denuncia las injusticias que se cometen contra su comunidad en Ingeniero Juárez, como cuando hubo inundaciones en los departamentos Ramón Lista y Mataco donde fue muy afectada la comunidad Wichí. Él sabía que había recursos del Municipio de Juárez que no estaban siendo distribuidos como debería ser y fue a reclamar, entonces el intendente le dejó a Agustín para que llevara la mercadería y de ahí se lo acusó de robo agravado, banda en poblado y amenazas, entonces, eso fue lo que produjo la detención”, repasó Félix Díaz.

El Dr. Cabrera cree que ante manifestaciones y reclamos el gobierno de la provincia de Formosa activará causas contra Agustín Santillán.

La situación de Santillán es delicada porque desde el 2014 hasta la fecha tiene distintos procesos penales, en los cuáles se lo acusa de diversos hechos, la mayoría de ellos ligados a reivindicaciones indígenas por la que le abrieron varias causas judiciales, hasta que la denuncia por robo en el municipio fue tomada por el juez Marcelo López Picabea, quien decidió su detención hace más de siete meses.

“Ahora la Cámara Criminal Primera de Formosa resolvió revocar el auto de procesamiento y ordenar la inmediata libertad de Agustín Santillán, que estaba detenido en el Expediente 752/17, donde a él se le imputaba el delito de robo agravado por el uso de arma de fuego”, explicó el Abogado, Daniel Cabrera.

“Quedó claro que no hay pruebas para imputar a Agustín y menos aún para que esté privado de la libertad. Hay que recordar que Agustín tiene 28 causas y en tres de ellas ya se ha dictado la falta de mérito y ésta [752/17] sigue la misma situación de las anteriores, así que, quedan 24 causas abiertas donde resta resolver la situación procesal de él. Su situación es complicada porque están estas causas abiertas y creo que en la mínima manifestación que pretenda realizar van a activar estas causas”, agregó el Abogado defensor.

Por su parte Félix Díaz aseguró que “vamos a hablar con Agustín para ver cómo seguir la lucha porque el gobierno de la provincia lo tiene como en la mira y cualquier error que puede cometer lo puede perjudicar”. “Por eso es un riesgo enorme, que pueda estar en Ingeniero Juárez porque es ahí donde se inició el conflicto con la policía y algunos vecinos, no con todo Juárez”, concluyó.

PRENSA INCUPO