Carta Abierta de científicos argentinos

Advierten que la visión reduccionista de “culpabilizar” al mosquito por la aparición de la enfermedad es una forma de ocultar  las verdaderas causas de la epidemia. Denuncian que son los modelos de producción extractivistas los que modifican el ambiente creando las condiciones para la multiplicación del dengue y otras enfermedades. Proponen formas comunitarias de enfrentar la enfermedad y modelos de producción amigables con el ambiente.

Un grupo de organizaciones científicas, entre las que se encuentran Médicos de Pueblos Fumigados, Red Universitaria de Ambiente y Salud, Federación Argentina de Medicina general, Red de acción en plaguicidas, entre otras, advierten a través de una carta abierta que “Los procedimientos extractivistas  que se están  desarrollando en la región como la expansión de los monocultivos, la deforestación, la mega minería a cielo abierto, mega represas e híper urbanización, conforman un “combo” que destruye el ambiente, provoca cambio climático y genera las condiciones para la aparición del dengue y otras enfermedades”.

La carta enfatiza en las consecuencias del actual modelo de producción en la argentina: “El proceso de sojización determina un menor contenido de materia orgánica de los suelos afectando la capacidad de retención de agua. Esto provoca más inundaciones, como las recientemente vividas. Además, este modelo agrícola basado en monocultivos y su paquete tecnológico asociado, afecta la dinámica poblacional del mosquito ya que, por ejemplo, los plaguicidas afectan la supervivencia de sapos y peces, ambos predadores del insecto”.

Acerca de la forma en que se encara el control de la epidemia por parte de los gobiernos, los científicos alertan que “La implementación de medidas parciales  podrían tener escasa eficacia y paradójicamente, ocasionar males mayores. La fumigación  indiscriminada  puede provocar efectos nocivos sobre la población humana. Además, el uso continuo de estos plaguicidas genera resistencias genéticas en los mosquitos con lo cual se produce un círculo vicioso donde se incrementan las dosis, la frecuencia de aplicación y  se utilizan productos cada vez más tóxicos”

Propuestas

Además de ser difundida a la opinión pública, la carta abierta elaborada por el conjunto de instituciones fue enviada al Ministro de Salud de la Nación y a las delegaciones provinciales. En su parte final ofrece propuestas concretas para enfrentar el problema del dengue y otras enfermedades:

  • Reclamar al Gobierno Nacional la Declaración de Emergencia, y convocar a un Comité de Crisis multisectorial que incluya a autoridades Públicas, Sociedad civil (Universidades, Sociedades científicas) y Organizaciones Populares para el desarrollo de un amplio dispositivo con mano de obra intensivo para  descacharreo, saneamiento hídrico,  difusión de alertas tempranas y criterios de prevención.
  • Poner freno a las prácticas extractivistas y promover modelos de producción diversificados, con enfoques agroecológicos que apoyen a la agricultura familiar no solamente como productores de alimentos, sino también como protectores de la biodiversidad, .necesaria para atemperar el cambio climático.
  • Erradicar los niveles de pobreza y exclusión y la falta de acceso al agua, condiciones que favorecen también la proliferación del mosquito.
  • Empoderar a las comunidades a fin de realizar adecuados diagnósticos y generar respuestas apropiadas a cada una de las realidades territoriales.

PRENSA INCUPO